DEPORTESFeatured

Con Zidane no quería jugar en el Real Madrid, pero si está Conte dice «sí»


La salida de Zinedine Zidane ya es oficial y eso ha generado un terremoto en el Real Madrid. Tanto es así que hay jugadores que podrían llegar como Kylian Mbappé que ahora podrían no hacerlo, otros que se iban a marchar y puede que no salgan, fijos que pasan a descartados depende de quien venga y en medio de todo eso está Florentino Pérez decidiendo quién puede ser el sustituto que se encargue de gestionar todo ese caos.

Antonio Conte parece que es el favorito para hacerse con el puesto y esto podría suponer buenas noticias para un crack que tuvo que salir cedido porque Zinedine Zidane no le resultó sitio en el equipo. Dicho futbolista es el mediapunta noruego Martín Odegaard.

El jugador que actualmente está cedido en el Arsenal no tenía intención de volver al Real Madrid si el técnico galo continuaba en el club, no obstante, con Antonio Conte al mando todo cambiaría. De hecho, parece que Odegaard también estaría dispuesto a regresar con Raúl González en el banquillo blanco.

Martin Odegaard se sintió ninguneado por Zinedine Zidane en su primera etapa en el Real Madrid y en su vuelta tras demostrar en la Real Sociedad que era uno de los mejores futbolistas de la liga española volvió a ver como el entrenador francés le dejaba sin oportunidades, por lo que no había ninguna opción de que volviese con él en el banquillo pese a que Florentino Pérez sigue confiando mucho en su inversión con el mediapunta noruego.

Por ello, uno de los jugadores que parece que volverán al equipo con la salida de Zidane será un Odegaard con ganas de demostrarle al mundo que puede ser uno de los líderes del Real Madrid que viene, uno en el que los Modric, Sergio Ramos, Benzema, Kroos y Marcelo den un paso al lado.


TE INTERESA>>  F1: Pirelli dice que problemas de neumáticos en Bakú fueron por "condiciones de uso"

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba